agricultura ecologica: abonos ecológicos

in NEWS - NOVEDADES/PORTADA by

Abono mineral para huerta – AGRICULTURA ECOLOGICA: ABONOS ECOLÓGICOS – Enmienda organica humica – ¿Dónde comprar abónos ecológicos?

¿Hablamos sobre abonos ecológicos? Cuidan de tus plantas, que son esenciales para ti y las cuidas mucho. Es precisamente por esto que hay un catálogo de abono ecologico en el que vas a poder escoger de todo a fin de que tu pequeño huerto o bien tu cosecha crezca de la forma más natural posible. Productos de calidad respetuosos con el medioambiente, conseguidos de una forma responsable con la naturaleza.

Puedes hallar fertilizantes ecológicos que van a ayudarte a aportar nutrientes a tu cosecha o bien tu huerto, haciendo que tus plantas medren y luzcan perfectas. Hay abonos para cáñamo en el que vas a poder hallar un sinfín de productos de las distintas marcas. Destacaría los potenciadores. Es esencial resguardar y robustecer nuestras plantas, y para ello hay productos como los protectores de cultivos, abonos que asisten a la capacitación de las raíces, fortalecedores de cultivos, etc.

Habitualmente el déficit de nutrientes no puede ser compensado completamente con el empleo de abonos orgánicos internos. Para asegurar el requerimiento de nutrientes de las plantas y para asegurar la fecundidad del suelo, un abonado mineral puede ser efectuado conforme al Reglamento ecológico de la Comunidad Europea. Los controladores oficiales determinarán si es preciso esté abonado.

¿Cuando tiene sentido un abonado mineral? abono mineral para huerta

El volumen del suplemento con minerales depende en especial del género de explotación como asimismo de los productos cosechados y su contenido en nutrientes. En este aspecto son normalmente más perjudicadas las superficies cultivadas y de hortalizas que los pastizales. Mediante análisis del suelo y comparaciones de nutrientes  y en promedio de la sucesión de cultivos por año.

Como se puede ver de los resultados de cualquier cómputo nutricional, resultan para la variación con abono de establo para fósforo y potasio y para las explotaciones agrarias sin ganado cómputos negativos para todos y cada uno de los nutrientes, cuando no se efectuó ningún abonado mineral complementario. Indudablemente se puede recurrir a medidas de cultivo de plantas comerciales, por servirnos de un ejemplo incrementando la proporción de leguminosas fijadoras de N para prosperar el cómputo de N.

No obstante, esto no basta para balancear la sucesión de cultivos. Además de esto se debe tomar en consideración que no es posible extender de forma ilimitada el porcentaje de leguminosas en la sucesión de cultivos. Al lado de los altos costos de las semillas para leguminosas son también contraproducentes los aspectos fitosanitarios y vegetales. En predios sin ganado, el contenido nutricional de potasio, magnesio y fósforo en el suelo es continuamente reducido.

agricultura ecologica
12019 / Pixabay

Así, se verificó en un análisis del suelo efectuado tras una rotación de cultivos, que tras muchos años de retirada de potasio sin aplicación de potasio, la cantidad en el suelo se redujo y alcanzó un valor inferior al límite preciso. En consecuencia es amenazado el potencial de desempeño del sitio como también la fecundidad del suelo y se pone en duda la rentabilidad de la explotación.

Para eludir esto se deben hacer pruebas periódicas del suelo. Eminentemente su función es producir humus para prosperar la fecundidad del suelo. Podemos contemplar múltiples géneros de enmiendas orgánicas dependiendo de la materia prima empleada en su preparación.

Enmiendas húmicas – enmienda organica humica

Se usan para aportar al suelo los compuestos húmicos, y su origen procede esencialmente de materia orgánica de tipo sedimentario como las turbas, carbones y leonarditas. Aunque, asimismo se consiguen de la transformación de restos vegetales o bien animales. Las enmiendas húmicas actúan de forma ventajosa en el desarrollo de las plantas debido a que sus ácidos generan la reacción de intercambio catiónico en los suelos, previniendo la erosión. Si bien su mayor aporte a los cultivos es facilitarles la predisposición de los micronutrientes puesto que se completa con el manganeso, el cinc, el cobre y el hierro, al unísono que mejora la absorción de los nutrientes primarios.

Las enmiendas húmicas se clasifican en función de su solubilidad en ácidos y bases, pudiendo ser de 3 tipos:

ácidos húmicos, ácidos fúlvicos y huminas.

Turbas

La turba se produce debido a la humillación bioquímica de los materiales vegetales y podríamos decir que es la primera etapa del proceso en el que la flora se convierte en lignito mineral debido a la putrefacción y carbonificación de la flora en el agua ácida de humedales, pantanos o bien marismas. Las turbas nos ofrecen un enorme contenido en materia orgánica y su mayor ventaja es la restauración de suelos degradados.

Se usa como materia prima para la fabricación de sustratos y como enmienda orgánica natural. Pueden ser de varios tipos conforme a las condiciones de formación:

  • Turberas bajas o bien «eutróficas». Tienen un sinnúmero de nutrientes
  • Turberas altas o bien «oligotróficas».

foto: 12019

Si quieres un post patrocinado en mis webs, un publireportaje, un banner o cualquier otra presencia publcitaria, puedes escribirme con tu propuesta a johnnyzuri@hotmail.com

Deja un comentario